Consulte el pdf

hijo¿Qué se puede hacer cuando un progenitor impide la relación de los hijos con el otro progenitor?

Cuando las parejas no pueden o no saben separase sin conflicto, muchas veces involucran a sus hijos en sus disputas, utilizándolos como arma para molestar al otro progenitor.

Una de las formas de molestar al otro progenitor es impedir que los hijos hablen o contacten con el otro progenitor mientras están con ellos.

Este tipo de comportamientos

  • Si bien momentáneamente pueden molestar al otro progenitor solo perjudican a los menores, a los que se les priva de una relación afectiva a la que tienen derecho y se les transmite que pueden rechazar al otro progenitor sin consecuencias, rompiendo todos los esquemas de educación y disciplina.
  • El progenitor que impide la relación de sus hijos con el otro progenitor demuestra que pone por delante sus propias carencias y conflictos a las necesidades de sus hijos.

Cuando esto ocurre, y se ha intentado sin éxito rectificar este comportamiento por la vía del diálogo, solo queda acudir a la vía judicial.

  • Si no consta en el convenio o en la sentencia, cómo y cuándo el progenitor que tiene a sus hijos debe permitir la relación con el otro progenitor, hay que solicitar primero que se fije la forma y condiciones de esa relación. Solo después se podrá exigir el cumplimiento.
  • Si consta en el convenio o en la sentencia cómo y cuándo el progenitor que tiene a sus hijos debe permitir la relación con el otro progenitor, se puede acudir al juzgado y notificar la situación. Al tener conocimiento de la situación, el juzgado adoptará medidas gradualmente:
    • En primer lugar, requerirá al progenitor para que cumpla y se comporte correctamente.
    • Si el progenitor rebelde no depone en su actitud, el juzgado le impondrá multas, que dependerán de la capacidad económica del progenitor que deba pagarlas. Las multas pueden ser impuestas por una sola vez o fijarse hasta que el progenitor desista de su actitud.
    • De insistir el progenitor en su comportamiento, el juzgado puede acordar medidas de más entidad, retirando la custodia a ese progenitor o incluso llegando a suspenderle la potestad paternal.

© La presente información es propiedad de Escura, abogados y economistas, quedando prohibida su reproducción sin permiso expreso.